Plataforma Profesional. Portal Web y Directorio Impreso de Empresas, Productos y Servicios de Horticultura, Bricojardinería y su Industria Auxiliar.

“El Gobierno alemán decidió que los centros de jardinería eran importantes para la población”

La presidenta de la Asociación de Centros de Jardinería de Alemania, Martina Mensing-Meckelburg, explica cómo se han adaptado a la pandemia

05/05/2020Autor: GuíaVerde

Alemania ha sido uno de los países en el que los centros de jardinería han mantenido la actividad durante las etapas más duras de la pandemia. GuíaVerde se ha puesto en contacto con la presidenta de la Asociación de Centros de Jardinería del país, Martina Mensing-Meckelburg, quien nos explica cómo han funcionado los establecimiento y por qué el gobierno ha permitido la apertura.


Según explica, en Alemania se permitió la actividad de los centros de jardinería desde el inicio de la crisis en 12 de los 16 estados. Y hace ya una semana que este permiso se ha extendido a todos los territorios alemanes sin importar la superficie del establecimiento. “El Gobierno alemán decidió que eran importantes para la población”, explica Martina Mensing-Meckelburg, quien apunta que “antes de que el gobierno decidiera el confinamiento en Alemania, nuestra asociación empezó, junto a otras entidades del Sector Verde, a realizar llamadas y escribir emails a la Administración para explicar a nuestros políticos que los centros de jardinería estaban capacitados para proteger la salud de los empleados y los clientes”.

“Enviamos a los políticos nuestras ideas sobre nuevas normas y hábitos a adoptar en los centros de jardinería. Esta cooperación del sector nos ayudó a que el Gobierno no incluyera estos establecimientos en el confinamiento. Nos organizamos y empezamos nuestra campaña el sábado 14 y el domingo 15 de marzo. El lunes 16 por la mañana el Gobierno tomó la decisión de permitir la apertura de los centros de jardinería y tiendas de bricolaje”, destaca la presidenta de la asociación.

 

Sin compras familiares

“Les explicamos que los centros de jardinería son enormes, de forma que se puede mantener la distancia de dos metros entre personas. Pintamos líneas en el suelo para marcar en los mostradores a los clientes dónde debían esperar y cómo mantener los dos metros de distancia de cada uno”. Además de estas medidas también han controlado el aforo “en relación a los carros de la compra” .“Reducimos la cantidad de clientes y todo el mundo debe entrar con un carro, por lo que les dijimos a nuestros clientes que la compra en familia no es posible”, indica Martina Mensing-Meckelburg, quien además explica que se evita el pago en efectivo, y se han instalado mamparas en los mostradores. “Los centros de jardinería han inventado las protocolos de seguridad sanitaria antes que los supermercados. Mostramos a los ciudadanos un buen ejemplo de confianza y seguridad”, sentencia.

Sobre cómo ha sido el comportamiento del consumidor, señala que al inicio del confinamiento en marzo todavía existía el miedo a acudir a las tiendas y que el clima, con muy bajas temperaturas, tampoco ayudaba. Pero a partir de la semana anterior a Pascua, “los centros de jardinería estaban llenos de clientes”, explica. Los productos más solicitados señala que son los sustratos, hortícolas, arbustos, frutales y flores para terraza y jardines, mientras que las barbacoas, el mobiliario de terrazas o los artículos de decoración no han tenido tanto protagonismo.

La presidenta de la entidad apunta que hasta el lunes de la semana pasada tuvieron que llevar mascarilla para entrar a la tienda, pero que “no ha habido ningún problema con ello y la mayoría de los clientes son muy pacientes para hacer cola para coger un carro. Tenemos menos clientes de los habituales durante este mes pero han comprado más cantidad”.